Reflexión en contracorriente – “Al pan, pan; y al vino, vino”

16107382 10210367993570630 1235635055146901555 o

“Al pan, pan; y al vino, vino… que el eufemismo me vale un pepino”

Llamemos por su verdadero nombre a los demagogos de derecha e izquierda en Venezuela:

Farsantes inescrupulosos, genocidas con patente de corso, sabandijas y sanguijuelas,

charlatanes promotores del populismo, de todas las pestes y sus secuelas…

Esos nos son políticos, un político que se digne como tal, jamás le haría lisonjas a un mediocre ilegítimo, 

ni lo reconocería, y lo que hacen esos inmorales, es propio de la rochela…

Un político no es un torpe, y hasta el más iletrado sabe de la torpeza cometida al arruinar el sector primario,

 agrícola y pecuario, y por ende la economía en guisos y en francachela.

De la escala de valores ni hablemos, creo que lo único que saben es del vil dinero y papel moneda,

pues les faltó en honor a la verdad, demasiadas luces, todas las virtudes y por ende demasiada escuela….

Un político como tal que respete y haga honor a la política como arte de gobernar justamente 

y como valiosa ciencia, puede considerarse un líder y guía, y no sería jamás cómplice 

ni parte de un régimen caracterizado por la generalizada corruptela,

que a todas luces es oclocracia, es tiranía, es despotismo, es autocracia, es totalitarismo, 

es anarquía, y como premio el pueblo tiene mediocridad e inseguridad desbordada,

y por añadidura, el ocio y la pereza en parihuela…

*

Colofón: En esta oportunidad no hay colofón, que se lo ponga cada quien, si es que le duele Venezuela.

*

Atte.

Hermes Varillas Labrador

#FormandoCiudadanía” & “#ElArcoIrisDeLosNiños (Ven)

Recomendar0 recomendaciones

Publicaciones relacionadas

0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios

¡Descubre los increíbles beneficios de esta valiosa comunidad!

Lector

Escritor

Anunciante