Cómo proteger tu identidad digital de los ciberdelincuentes

internet cyber network finger touch screen business

Tu identidad digital es el conjunto de datos e información que publicas o compartes en Internet, ya sea a través de redes sociales, correos electrónicos, compras online, suscripciones, etc. Estos datos pueden incluir tu nombre, dirección, fecha de nacimiento, número de teléfono, correo electrónico, contraseñas, fotos, gustos, opiniones y más.

Tu identidad digital te representa en el mundo online y puede afectar a tu reputación, tu privacidad y tu seguridad. Por eso, es importante que la protejas de los ciberdelincuentes que pueden intentar robarla, suplantarla o usarla para fines maliciosos.

Los ciberdelincuentes pueden acceder a tu identidad digital mediante diferentes técnicas, como el phishing, el malware, el ransomware, el hacking o el robo de datos. Estos ataques pueden tener consecuencias graves para ti y para tu organización, como el fraude, la extorsión, el acoso o la pérdida de información sensible.

Para evitar estos riesgos y mantener tu identidad digital a salvo, te recomendamos seguir estos consejos:

woman icon networks internet

Verifica la política de privacidad

Antes de registrarte o compartir tus datos en cualquier sitio web o aplicación, debes leer y entender su política de privacidad. Esta política te informa sobre cómo se recogen, almacenan y usan tus datos personales, así como sobre tus derechos y opciones para gestionarlos.

Debes asegurarte de que la política de privacidad sea clara, transparente y respetuosa con la normativa vigente. También debes evitar aceptar condiciones que no te convengan o que no entiendas. Recuerda que tú eres el dueño de tus datos y que puedes revocar tu consentimiento en cualquier momento.

Utiliza contraseñas seguras

Las contraseñas son la primera barrera de defensa para proteger tu identidad digital de los ciberdelincuentes. Por eso, debes elegir contraseñas seguras y fáciles de recordar para cada una de tus cuentas online.

Una contraseña segura debe contener al menos 8 caracteres y mezclar letras en mayúscula y minúscula, números y símbolos. Además, debes evitar usar datos personales o palabras comunes que puedan ser adivinadas fácilmente. Lo ideal es usar frases o acrónimos que solo tú conozcas.

También debes cambiar tus contraseñas periódicamente y no reutilizarlas en diferentes sitios. Para facilitar esta tarea, puedes usar un gestor de contraseñas que te permita crear y almacenar contraseñas seguras de forma automática.

Navega por sitios web seguros

Cuando accedes a un sitio web o realizas una transacción online, debes verificar que se trata de un sitio web seguro y confiable. Para lograrlo, puedes prestar atención a algunos aspectos como:

• La dirección del sitio web debe empezar por https:// y tener un candado verde al lado. Esto significa que el sitio web tiene un certificado SSL que garantiza la encriptación de los datos que se envían y reciben.

• El nombre del dominio debe coincidir con el nombre del sitio web o de la organización que lo respalda. Debes evitar los sitios web con nombres extraños o con faltas de ortografía que puedan ser falsos o maliciosos.

• El sitio web debe tener un diseño y un contenido de calidad y congruentes. Debes desconfiar de los sitios web con errores gramaticales, imágenes de baja calidad y ofertas demasiado buenas para ser verdad.

Actualiza el software regularmente

El software que usas en tus dispositivos (sistema operativo, navegador, aplicaciones, antivirus, etc.) puede tener vulnerabilidades que los ciberdelincuentes pueden aprovechar para acceder a tu identidad digital. Por eso, es importante que mantengas el software actualizado con las últimas versiones y parches de seguridad.

Las actualizaciones del software suelen incluir mejoras y correcciones que solucionan los problemas detectados y refuerzan la protección de tus datos. Puedes configurar el software para que se actualice de forma automática o hacerlo manualmente cuando te lo notifique.

Usa conexiones Wi-Fi protegidas

Las conexiones Wi-Fi públicas o abiertas que se ofrecen en algunos lugares (cafeterías, aeropuertos, hoteles, etc.) pueden ser muy útiles para acceder a Internet, pero también pueden ser muy inseguras. Estas conexiones pueden ser interceptadas por los ciberdelincuentes que pueden ver o modificar los datos que envías o recibes.

Por eso, debes evitar usar estas conexiones para realizar actividades que impliquen el uso de tu identidad digital, como consultar tu correo electrónico, acceder a tus redes sociales o hacer compras online. Si no tienes más remedio que usarlas, puedes protegerte usando una VPN (red privada virtual) que encripte tu tráfico y oculte tu identidad.

Es importante que cuides tu identidad digital, ya que no solo resguarda tus datos, sino también los de tu organización. Lo que debes hacer es tomar las medidas necesarias para no caer en las manos de los ciberdelincuentes. Siguiendo estos consejos, podrás mantener tu información a salvo en la web.

wifi 640404 1280

Recomendado2 recomendaciones

Publicaciones relacionadas

1 Comentario
Ver comentarios más antiguos
Ver comentarios más recientes Ver comentarios más votados
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios
Yittse Vallenilla
9 meses atrás

Gracias por compartir estos tips tan importantes!

¡Descubre los increíbles beneficios de esta valiosa comunidad!

Lector

Escritor

Anunciante